Seis rutas para hacer cicloturismo desde Castellón de la Plana

Esta capital mediterránea de la Comunidad Valenciana ofrece una variada gama de escenarios ideales para los amantes de la bicicleta

     Castellón de la Plana es uno de los destinos que más apuesta por el ciclyng como alternativa al running. Y la mejor prueba de ello son las seis rutas creadas por ciclistas profesionales, con diferentes niveles de dificultad, todas ellas con salida y llegada en la plaza Major de esta capital mediterránea. La más asequible, corta y cercana a la ciudad es la que pasa por el Desierto de las Palmas, con el aliciente añadido de descubrir uno de los tres parajes naturales castellonenses.

 

     Ruta 1: Desierto de las Palmas. Es la más asequible, corta y cercana a la capital. Consta de 75 kilómetros que transcurren gran parte de ellos en el Desierto de las Palmas, uno de los tres parajes naturales de Castellón de la Plana. Protegido desde hace más de dos décadas, está enclavado en una serranía litoral de la comarca de la Plana Alta, paralela al mar. Por ello esta ruta también permite disfrutar de la costa castellonense.

 

Ruta 2: Alto de Costur y Atzeneta. Está estructurada en 93 kilómetros que pasan por el municipios de l’Alcora y una de sus pedanías, La Foya, antes de iniciar un bello ascenso montañero hasta el alto de Costur. Desde allí, la ruta prosigue en dirección a Les Useres, pasando por impresionantes barrancos, montañas y fuentes hasta Atzeneta, en un valle cercano a los montes de Peñagolosa. La guinda es el alto de la Coma, desde donde –en días claros– es posible contemplar otro de los parajes naturales de Castellón: las Islas Columbretes.

 

Ruta 3: Puertos de Aín, Eslida y Marianet. Abarca 101 kilómetros, es una de las más frecuentadas por los cicloturistas de la provincia y transcurre por la Sierra de Espadán. Pasa por la localidad de Onda y continúa por los tres puertos que dan nombre a la ruta –Aín, Eslida y Marianet– y también por villas que conservan su estructura medieval, como Veo o Aín, ideales para una pequeña parada.

 

     Ruta 4: Puerto del Remolcador. Sus 111 kilómetros parten desde Castellón ciudad para después bordear el embalse del Sitjar, reserva hidráulica por la que pasa una carretera muy poco transitada. La primera parte de la ruta transcurre entre montañas y bosques de pinos, para acometer luego el ascendo al Puerto del Remolcador, que se realiza por la parte más suave y corta.

 

Ruta 5: Puertos de Cascalls, Pinar, Jinquer y nevera. Consta de 138 kilómetros cuyo recorrido conduce hasta Torralba del Pinar, en la comarca del Alto Mijares y norte de la Sierra de Espadán. El paisaje cambia radicalmente desde la localidad de Ayódar, sumergiéndonos en bosques de pinos. La parte más bella de todo el recorrido es la que discurre entre Torralba y Matet, por una estrecha y semidesértica carretera arropada por pinares.

 

Ruta 6: Lucena del Cid y Mas de la Costa. Es la más larga de las seis, con 176 kilómetros que permiten contemplar algunos de los parajes más espectaculares de la provincia. Esta ruta recrea parte de la etapa de la Vuelta Ciclista a España 2016 que pasó por Castellón, y finaliza a los pies del pico Peñagolosa.

 

Además de estas seis rutas, que pueden realizarse por cuenta propia en cualquier época del año, quien lo desee también puede apuntarse a las quedadas cicloturistas mensuales que organiza Ciclyng Castellón, recorriendo en grupo estas rutas.

 

Please follow and like us:
0

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.