CABALGANDO OLAS DESDE BLUESOCK HOSTELS OPORTO

 

 

El hostel perteneciente a la marca más joven del Grupo Carrís presenta un surf camp para disfrutar de una singular experiencia en la playa de Matosinhos

Adrenalina, naturaleza, sol, mar y mucha diversión. Así es el surf, más que un deporte, un estilo de vida que cada vez engancha a más gente, en el que fundirse con el entorno practicando a diario y compartiendo vivencias. Esa misma es la filosofía de Bluesock Hostels, que ofrece, junto a la escuela Onda Pura, un surf camp en su establecimiento de Oporto -Bluesock Hostels Oporto-. El hostel, que dispone de habitaciones compartidas totalmente equipadas con 4, 6, 8, 12 o 13 camas, complementa así la escapada para que los amantes de este deporte solo tengan que preocuparse de coger las mejores olas en la playa de Matosinhos.

Oporto, por su situación geográfica, es una ciudad ideal para los amantes de los deportes acuáticos. Dentro de las diversas playas de la localidad, encontramos la playa de Matosinhos. De arena dorada y olas de tamaño medio, es idónea para los amantes del surf, tanto para los que quieran iniciarse en esta disciplina, como para los busquen perfeccionar su técnica o seguir disfrutando de su afición favorita. Ahora, gracias a Bluesock Hostels y la escuela Onda Pura, vibrar con este deporte y coger las mejores olas es más fácil con el surf camp que el hostel pone a disposición de sus clientes con diferentes opciones de alojamiento y prácticas para adaptarse a todas las necesidades del huésped.

 

 

De este modo, los viajeros podrán optar por tres noches de alojamiento en habitación compartida en Bluesock Hostel Oporto, incorporando dos jornadas de surf con dos clases diarias además de sesiones gratuitas. Esta modalidad incluye desayuno buffet, los desplazamientos al aeropuerto, el transporte a la playa, el equipamiento necesario y los seguros. Además, para inmortalizar la vivencia, el cliente también dispondrá de fotos y vídeos realizados por la organización.

Si se desea disfrutar del surf camp con más calma, ampliando la estancia y las jornadas deportivas, Bluesock Hostels Oporto ofrece la opción de seis noches de alojamiento y cinco jornadas de surf incluyendo todo lo detallado anteriormente.

Una vez de vuelta al establecimiento, ubicado estratégicamente en el corazón de la Ribeira de Oporto, muy próximo al aeropuerto, a diez minutos andando de la estación de tren de São Bento y perfectamente conectado con las principales vías de acceso a Oporto, son mil las opciones para vivir al máximo el destino. Recorrer las principales bodegas de la Ribeira, visitar los infinitos museos de la ciudad o admirar la

riqueza patrimonial de la ‘ciudad de los puentes’, presente en múltiples rincones como el Palacio de la Bolsa, el Centro de Congresos Alfandega o el bellísimo Puente de D. Luís, son solo algunos de los planes de los que disfrutar desde Bluesock Hostels Oporto.

 

 

Pero la mejor experiencia se encuentra dentro del propio alojamiento. Se trata de un edificio clásico portugués de 3.000 m2 y cubierto de tradicional azulejo azul. Su decoración presenta el equilibrio perfecto entre modernidad y confort, armonizando piedra y madera en un diseño único. Un concepto novedoso de hostel que dispone de habitaciones compartidas con 4, 6, 8, 12 o 13 camas, tanto femeninas como mixtas (con modernos baños compartidos, femeninos o mixtos también), así como dos dobles y una espectacular suite (todas ellas con baño privado). Sin olvidar las habitaciones adaptadas para personas con movilidad reducida.

Para garantizar la comodidad y privacidad del huésped, las habitaciones compartidas están equipadas de literas con enchufes, cortinas o cajones para dejar las pertenencias, respetando el espacio e intimidad de cada persona.

Además, Bluesock Hostels Oporto dispone de sala de juegos y del Socks on the Rocks Bar, que alberga todo tipo de actividades de ocio; el espacio lo completan la biblioteca, business center, zona chill out y zona vending abierta 24 horas. Y pensando en la plena satisfacción del viajero, se ofrecen una serie de valores añadidos como wifi gratuito de alta velocidad, la posibilidad de que el personal acompañe al cliente en su primer recorrido por la ciudad, el transporte en minibús al aeropuerto durante las 24 horas del día, o lavandería externa, entre otros. Para conservar un recuerdo imborrable, Bluesock Hostels ha diseñado su propia línea de artículos de moda ‘Bluesock Shop’: camisetas, toallas, sets de viaje, pins, Moleskines o parches, entre otros muchos productos, pueden ser adquiridos en el propio establecimiento o a través de su web.

El surf camp se puede reservar únicamente a través de la web www.bluesockhostels.com, así como cualquier estancia en el hostel, consiguiendo el mejor precio garantizado y ventajas exclusivas como el early check in y el late check out –sujetos a disponibilidad-, un par de calcetines Bluesock y bebida gratuita de bienvenida.

Please follow and like us:
0

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.